< 1 Min La mayor parte de los traumatismos bucales son producto de accidentes fortuitos. Es en la infancia donde hay una mayor prevalencia de las lesiones bucodentales por traumatismos como resultado de juegos, perdidas de equilibro, etc… Estas circunstancias hacen muy difícil […]

La mayor parte de los traumatismos bucales son producto de accidentes fortuitos. Es en la infancia donde hay una mayor prevalencia de las lesiones bucodentales por traumatismos como resultado de juegos, perdidas de equilibro, etc… Estas circunstancias hacen muy difícil la prevención de los traumatismos dentales.

 

La prevención de lesiones bucodentales en accidentes de tráfico tan solo pueden llevarse a cabo mediante las medidas generales de seguridad viaria que son el uso del cinturón de seguridad y el uso del casco en los motoristas.

 

El uso de protectores bucales es especialmente recomendable en deportes que comportan el riesgo de traumatismos en la zona facial por sus características.

 

Estos protectores pueden ser genéricos o no personalizados o bien hechos a medida por un odontólogo. Deben ser confortables y resistentes a desgarros y normalmente adaptados a la arcada superior.

 

Los accidentes laborales son otro motivo importante de traumatismo bucodentales. El uso de las medidas de prevención de accidentes laborales genéricas deberían ser suficientes para evitar en medida de lo posible estos incidentes.

 

  
Dr. Xavier Vidal Ramón

Licenciado en Medicina y Licenciado en Odontología

Médico consultor de Advance Medical