Dolor de barriga, síntomas y consejos dietéticos

///Dolor de barriga, síntomas y consejos dietéticos

Dolor de barriga, síntomas y consejos dietéticos

Dentro de las consultas que recibimos a diario los nutricionistas no son pocas las que hacen referencia a al dolor de barriga, molestias o alteraciones relacionadas con el tracto digestivo. Hinchazón, gases, reflujo, dolor abdominal, estreñimiento, diarrea…

La causa del dolor de barriga puede ser bien diversa y según la causa se puede tratar de problemas pasajeros o crónicos. Los problemas pasajeros pueden estar provocados, por ejemplo, por una infección vírica o bacteriana, el hecho de comer muy deprisa, etc., mientras que los problemas crónicos funcionales son multifactoriales y a menudo es difícil determinar las causas de dicho trastorno.

Criterios de Roma

Desde hace 26 años, se reúnen periódicamente en Roma un grupo de expertos en trastornos funcionales digestivos para discutir y revisar los criterios diagnósticos de este tipo de problemas. La última revisión se produjo en mayo de 2016 y dio lugar a lo que se conoce como “criterios Roma IV”, que es la versión actualizada que permite determinar las características y sintomatología de cada uno de estos trastornos. Entre todos los problemas digestivos se realiza una clasificación general, y dentro de ésta se especifican las peculiaridades que tienen los diferentes tipos de trastornos y qué premisas debemos considerar.
La actual clasificación comprende ocho categorías, aunque nos centraremos en las cuatro primeras y especialmente en los trastornos intestinales, debido a su frecuencia y a la implicación de la dietética como parte de su tratamiento, la clasificación es la siguiente:

Clasificación del dolor de barriga

  • Trastornos esofágicos: en este grupo encontramos problemas como el reflujo y la pirosis, e incluso el dolor torácico funcional, que no está asociado a problemas cardiacos ni a reflujo.
  • Trastornos gastroduodenales: el distrés pospandrial, la dispepsia funcional y el dolor epigástrico.
  • Trastornos intestinales: aquí está el síndrome del intestino irritable, el estreñimiento funcional y la diarrea funcional, así como la hinchazón o distensión abdominal funcional.
  • Dolor gastrointestinal de los trastornos mediados centralmente: en este caso hablamos del dolor abdominal mediado centralmente.
  • Trastornos del esfínter de Oddi y de la vesícula biliar.
  • Trastornos anorrectales.
  • Trastornos funcionales gastrointestinales de la infancia.
  • Trastornos funcionales gastrointestinales de la adolescencia.

Veamos con un poco más de detalle los problemas más habituales del dolor de barriga, sus síntomas y los consejos dietéticos en cada caso:

Hinchazón o distensión abdominal funcional

hombre mayor con la mano en el la barrigaEl principal síntoma es la hinchazón o distensión abdominal recurrente, con sensación de gas atrapado, y/o aumento mensurable de la circunferencia abdominal, al menos un día a la semana, de forma general. Y su diagnóstico es diferencial ya que se determina cuando no existen suficientes criterios para determinar síndrome de intestino irritable, diarrea funcional, estreñimiento funcional ni síndrome del distrés pospandrial. Los síntomas de dolor de barriga deben haberse iniciado por lo menos seis meses antes del diagnóstico y presentarse recurrentemente los últimos tres meses.

Tratamiento y consejos
El tratamiento de esta afectación siempre resulta difícil y sólo se han logrado resultados aceptables en algunos casos. Se debe valorar el tratamiento farmacológico junto con terapia cognitivo conductual y la valoración del efecto de la ingesta sobre los síntomas observados.
Es importante diferenciar la hinchazón o distensión abdominal funcional de la distensión o hinchazón que se puede sentir de forma puntual, o durante una corta temporada y que puede responder a diferentes causas como: ingestas demasiado rápidas o copiosas, el hecho de tragar aire al comer, etc. También debemos tener en cuenta que la ingestión de alimentos flatulentos como algunas legumbres y vegetales de la familia de las coles, en algunas personas puede generar un exceso de gases que darán molestias de este tipo.

Estreñimiento funcional

La persona que padece estreñimiento funcional puede sufrir dolor y/o hinchazón, pero el principal problema es la defecación dificultosa, infrecuente o incompleta. Para determinar el diagnóstico se deben presentar dos o más de los siguientes criterios:

  • Esfuerzo excesivo al menos en el 25% de las deposiciones.
  • Heces duras al menos en el 25% de las deposiciones.
  • Sensación de evacuación incompleta al menos en el 25% de las deposiciones.
  • Sensación de obstrucción o bloqueo anorrectal al menos en el 25% de las deposiciones.
  • Se realizan maniobras manuales para facilitar la defecación al menos en el 25% de las deposiciones.
  • Menos de tres deposiciones espontáneas completas a la semana.
  • Además, la presencia de heces líquidas es rara sin el uso de laxantes y no deben existir criterios suficientes para el diagnóstico de síndrome de intestino irritable.

Tratamiento y consejos
El tratamiento dietético pasa por asegurar un consumo suficiente de fibra y agua, que se complementa con suplementos de fibra en caso que sea necesario. Cuando no es suficiente con la fibra se opta por diferentes tipos de fármacos que favorecen la defecación por distintos métodos. Por otra parte, también es recomendable establecer unas rutinas de defecación y fortalecer o mantener la tonificación de la zona abdominal y demás musculatura implicada.

Diarrea funcional

La diarrea funcional se caracteriza por la defecación recurrente de heces sueltas o acuosas. Este tipo de heces están presentes en más del 25% de las mujer joven con las manos en la barriga con gesto de dolordeposiciones y el dolor o la hinchazón abdominal molesta no son los síntomas predominantes. Para diagnosticar diarrea funcional este hecho debe haberse iniciado al menos 6 meses antes del diagnóstico y los síntomas estarán presentes durante los últimos tres meses. Por otra parte, no se deben cumplir los criterios para diagnostica síndrome de intestino irritable.

Tratamiento y consejos
EL tratamiento pasa por la administración de los fármacos adecuados en cada caso. Los probióticos, antibióticos pueden mejorar la diarrea, empíricamente, pero no han sido probados específicamente en estos pacientes. En cuanto al tratamiento dietético, deberá incluir la suficiente ingesta de agua o líquidos ya que la diarrea persistente supone una mayor pérdida de agua y electrolitos. Por otra parte, se ajustará la ingesta de fibra y alimentos astringentes al ritmo deposicional de la persona.

Otro motivo de consulta frecuente es el síndrome del intestino irritable, que se caracteriza por ocasionar dolor abdominal recurrente que además de asocia al momento de la defecación. Se relaciona con los cambios de hábito intestinal, siendo común que en una misma semana se presenten cambios notables en la frecuencia de las defecaciones y también en la consistencia i/o aspecto de las heces. También se vincula a la hinchazón o distensión abdominal.

LO QUE DEBES SABER…

  • Desde hace 26 años, se reúnen periódicamente en Roma un grupo de expertos en trastornos funcionales digestivos para discutir y revisar los criterios diagnósticos de este tipo de problemas.
  • La hinchazón abdominal, la diarrea y el estreñimiento funcionales son los trastornos más frecuentemente consultados.
  • Otro motivo de consulta frecuente es el síndrome del intestino irritable.

Mercè Gonzalo
Licenciada en Ciencia y Tecnología de los Alimentos
Diplomada en Nutrición Humana y Dietética
Nutricionista consultora de Advance Medical

 

2018-07-27T12:59:45+02:0029 julio, 2018|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.

Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar su navegación. Vd. puede configurar su navegador para rechazar estas cookies, pudiendo en tal caso limitarse la navegación y servicios del sitio web. Si no modifica esta opción y continua navegando, Vd. está consintiendo en la utilización de las cookies de este sitio web. Si desea más información sobre las cookies que utilizamos en nuestro sitio web, puede consultar nuestra Política de Privacidad y Cookies. Cerrar