Tipos de ataque de tos según sus causas

///Tipos de ataque de tos según sus causas

Tipos de ataque de tos según sus causas

La tos es un mecanismo de defensa y protección de la vía aérea que nos ayuda a mantenerla permeable y libre. Con el reflejo tusígeno conseguimos arrastrar cualquier sustancia que ocupe la vía respiratoria como pueden ser la mucosidad o la presencia de pequeñas partículas irritantes.

La tos es una herramienta fisiológica de defensa frente a las agresiones externas o ante una afección interna que impida la correcta ventilación. En función de su duración hablaremos de tos agua para referirnos a aquella de duración inferior a tres semanas y suele tener una causa infecciosa o irritativa. Si se alarga entre tres y ocho semanas la llamaremos subaguda. Sin embargo, una tos de duración superior a ocho semanas recibirá el nombre de tos crónica y deberá estudiarse para descartar otros procesos más relevantes.

La presencia de tos de tiempo de evolución implica una merma en la calidad de vida del paciente que la sufre pudiendo afectar a su esfera psicológica (los accesos de tos generan estrés y ansiedad), además de afectar al descanso nocturno (siendo de mala calidad y cantidad deficiente) y a su esfera física (el sobreesfuerzo continuado puede provocar esguinces intercostales, pérdida de orina, cefalea, hipotensión, sudoración…).
En función de las características de la tos hablaremos de seca (también llamada perruna) y  blanda (con mucosidad).

Tipos de tos según sus causas

Aguda

Las principales causas de tos aguda son el resfriado o catarro, gripe, infecciosa (neumonía, tosferina…) e irritativa (alérgica).

Crónica

Las principales causas son el tabaco, la presencia de patologías respiratorias como asma, EPOC o efisema. También puede ser de causa infecciosa, inflamatoria o alérgica. Otra causa de la tos crónica es el uso de determinados fármacos (IECA) empleados en el tratamiento de la hipertensión.

Irritativa por reflujo

En algunos casos la tos crónica puede ser de origen no respiratorio, es la tos irritativa por reflujo gastroesofágico y cuyo tratamiento consiste en el empleo de los antiácidos, en primer lugar. El diagnóstico definitivo de este proceso precisaría la realización de unas pruebas diagnósticas específicas.

Idiopática o de origen desconocido

Tenemos que mencionar la llamada tos de origen desconocido que, como su nombre expresa, está presente en el individuo no siendo posible localizar su causa. En estos casos, una vez descartada patología relevante se instaura un tratamiento totalmente sintomático y se realiza un control evolutivo.

Refracteria

Otro concepto relacionado sería el de tos refractaria o rebelde a todo tipo de tratamientos.

Tratamiento y diagnóstico de la tos

Para poder tratarla y ponerle fin, primero hay que conocer su origen y diagnosticarla. Es aconsejable explorar la vía respiratoria superior, así como el área de la orofaringe y realizar una auscultación pulmonar. Ante una tos de larga evolución una de las primeras pruebas complementarias a realizar es una radiografía de tórax. Otras pruebas que se solicitan van a depender de los hallazgos exploratorios (espirometría, TAC torácico…).

Respecto al tratamiento, debemos mencionar que la batería farmacológica empleada dependerá de la causa encontrada, de los síntomas que acompañan  y del tipo de tos. En caso de tos aguda seca aislada recomendaremos un fármaco antitusígeno (codeína, dextrometorfano…) para inhibir el reflejo de la tos, cuando resulte muy molesta. En caso de tos aguda acompañada de mucosidad analizaremos si dicha mucosidad es transparente (precisaría un tratamiento mucolítico si no conseguimos arrancarla espontáneamente) o amarillo-verdosa (en cuyo caso muy probablemente precisaremos la prescripción facultativa de un antibiótico).
En caso de ser crónica deberemos hacer un tratamiento sintomático (si se precisa) pero siempre realizaremos un estudio de despistaje de la causa que la provoca.

 

Lo que debes saber…

  • Las principales causas de tos aguda serían: resfriado o catarro, gripe, infecciosa (neumonía, tosferina…) e irritativa (alérgica).
  • Las principales causas de tos crónica serían el consumo de tabaco de forma habitual, la presencia de patología respiratoria (asma, EPOC, enfisema…) de causa infecciosa, inflamatoria o alérgica, el goteo nasal posterior y el uso de determinados fármacos.
  • Respecto al tratamiento, debemos mencionar que la batería farmacológica empleada dependerá de la causa encontrada, de los síntomas que acompañan a la tos y del tipo de tos.

 

Dra. Ana García
Especialista en Medicina de Familia
Médico consultor de Advance Medical

2019-11-08T14:26:38+02:005 octubre, 2019|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.