Inicio Enfermedades Cardiovasculares Endocarditis: todo lo que debes saber

Endocarditis: todo lo que debes saber

Endocarditis: todo lo que debes saber, hombre con la mano en el pecho con síntomas de dolor
5 Min de lectura
La endocarditis es una inflamación del endocardio, que suele deberse a una infección y afecta principalmente a las válvulas del corazón.
Logo de canalSALUD
Dra. Roser Mateu
Médico consultor de Blog Salud MAPFRE

Blog Salud MAPFRE  es un blog referente en el mundo de la medicina gracias a que todos sus contenidos están escritos por médicos especializados.
Los años de experiencia de MAPFRE en el sector nos avalan como fuente de información veraz y práctica, ayudándote en tus cuestiones sobre la salud del cuerpo y la mente.

¿Qué es la endocarditis?

La endocarditis es una inflamación del revestimiento interno de las cavidades y las válvulas del corazón (endocardio). La endocarditis, por lo general, se debe a una infección, por lo que hablamos de endocarditis infecciosa y afecta principalmente a las válvulas del corazón. Aunque no es una patología frecuente sí que se trata de una enfermedad grave que puede poner en riesgo la vida del paciente. Sin embargo, si se trata de forma precoz, puede curarse sin secuelas.

La lesión característica de la endocarditis infecciosa es la vegetación endocárdica, un agregado de plaquetas, fibrina, microorganismos y células inflamatorias que se adhiere a la superficie interna del corazón y que puede desprenderse y causar una embolia infecciosa a distancia en otro órgano: cerebro, bazo, riñón, extremidades,  pulmón…

¿Cuál es la causa?

La endocarditis infecciosa suele estar causada por bacterias (las más frecuente  estafilococosseguidos de los estreptococos y los enterococos) o, raramente, por hongos. Estos gérmenes que se encuentran en otras partes del cuerpo (boca, intestino…) pueden llegar al corazón a través de la sangre. Los procedimientos dentales como extracciones, drenaje de abscesos, eliminación de sarro y endodoncias son especialmente de riesgo.

Hay un mayor riesgo de desarrollar endocarditis infecciosa en casos de:

  • Cardiopatía congénita o degenerativa o prolapso de la válvula mitral.
  • Enfermedad reumática valvular.
  • Portadores de una prótesis valvular (válvula cardiaca artificial), portadores de un marcapasos, de un desfibrilador o de un catéter endovenoso.
  • Endocarditis infecciosa previa
  • Edad avanzada (mayores de 60 años).
  • Mala higiene dental.
  • Consumo de drogas por vía intravenosa por contaminación en las agujas y/o jeringas.
  • Los tatuajes y la práctica de piercings también pueden ser la puerta de entrada de una infección si no se realizan con unas adecuadas medidas higiénicas.

Prevención

En pacientes con alto riesgo de desarrollar endocarditis infecciosa, su médico recomendará realizar una profilaxis antibiótica antes de procedimientos dentales de riesgo y antes de procedimientos del tracto respiratorio que impliquen una punción o biopsia de la mucosa respiratoria; también se recomienda consultar antes de someterse a cualquier procedimiento (endoscopia, biopsias ,cirugía…) que implique la piel o partes blandas y los tractos genitourinario y digestivo.

La profilaxis suele consistir en la toma  única de antibiótico 30-60 minutos antes del procedimiento.

¿Cuáles son los síntomas de la endocarditis infecciosa?

Los síntomas de la endocarditis infecciosa pueden aparecer repentinamente (forma aguda) en horas o días o desarrollarse de forma más lenta (forma subaguda) en función del tipo de germen que esté provocando la infección y de si hay o no otros problemas cardiacos.

  • En la forma más aguda predomina la fiebre elevada con escalofríos y afectación grave del estado general.
  • En la forma subaguda la fiebre puede ser poco relevante y predomina el cansancio y la falta de apetito o los dolores articulares o musculares; en este último caso el motivo de ingreso puede ser la presencia de fenómenos embólicos, la insuficiencia cardiaca o el deterioro del estado general.

Siempre hay que sospechar una endocarditis ante una fiebre sin un origen claro en pacientes de riesgo o ante la aparición de síntomas sugestivos después de ir al dentista o tras una operación o procedimiento médico, o ante casos de fiebre recidivante especialmente si la fiebre reaparece tras suspender el tratamiento antibiótico.

Los pacientes con grave afectación de las válvulas cardíacas o en los que se descompense su cardiopatía de base pueden presentar síntomas de insuficiencia cardíaca, como son el ahogo importante y la aparición de edemas (hinchazón) en las extremidades inferiores.

Otros síntomas que pueden aparecer son

  • Dolor en el pecho al respirar.
  • Sudoración nocturna.
  • Pérdida de peso
  • Signos cutáneos
  • Manchas en la piel: Manchas planas de color rojo, morado o marrón, sin dolor, en las plantas de los pies o en las palmas de las manos (lesiones de Janeway).
  • Nódulos de Osler: Nódulos rojos y dolorosos de aparición brusca en los pulpejos de los dedos.
  • Manchas de Roth en el fondo de ojo
  • Pequeños sangrados bajo las uñas.
  • Petequias: manchas redondas pequeñas en la piel, planas y que no pierden color al presionarlas.
  • Sangre en la orina por afectación del riñón y otros síntomas asociados a la presencia de embolias en otras partes del cuerpo.

Endocarditis, dibujo de una endocarditis infecciosa

¿Cómo se diagnostica la endocarditis infecciosa?

Ante la sospecha de endocarditis por la presencia de síntomas sugestivos sobre todo en paciente de riesgo, se suele realizar:

  • Auscultación cardiaca: Suele detectarse la aparición de un nuevo soplo en el corazón o el cambio de uno preexistente.
  • Cultivos de sangre (hemocultivos) para identificar el germen causante de la endocarditis y elegir el tratamiento más adecuado.
  • Analítica de sangre para valorar parámetros de inflamación (anemia, aumento de leucocitos, aumento de velocidad de sedimentación globular, aumento de proteína C reactiva) o afectación de otros órganos.
  • Ecocardiograma, ya sea transtorácico o transesofágico (de mayor sensibilidad) para observar las vegetaciones endocárdicas propias de la enfermedad y valorar  el estado de las válvulas del corazón.
  • Electrocardiograma: La endocarditis puede provocar trastornos en la conducción eléctrica en el corazón.
  • Radiografía de tórax: Puede detectar signos de insuficiencia cardiaca o de embolismos pulmonares.
  • Otras exploraciones como TAC o resonancia para descartar la existencia de embolias periféricas o F-FDG PET-TC.

¿Cuál es el tratamiento de la endocarditis infecciosa?

Tratamiento farmacológico

El antibiótico o combinación de antibióticos se adecúa a la bacteria que esté causando la endocarditis (en el caso de que el causante sea un hongo se administran antifúngicos). Dado que se deben administrar a altas dosis y por vena, el tratamiento suele ser hospitalario como mínimo durante las dos primeras semanas. Es importante el cumplimiento estricto del tratamiento que suele durar de 2 a 6 semanas.

Tratamiento quirúrgico

La indicación de cirugía en la fase aguda de la enfermedad (mientras el paciente está tomando antibiótico) es una decisión difícil por el riesgo de mortalidad quirúrgica aunque en ocasiones puede estar justificada en casos de insuficiencia cardíaca mal tolerada por destrucción valvular, en casos de infección no controlada o para prevención de embolismos por ejemplo en pacientes con grandes vegetaciones. En estos casos el especialista en cirugía cardíaca deberá reparar las válvulas dañadas o sustituirlas por unas artificiales y, eliminar el tejido cardíaco afectado.

CALCULA TU PRECIO

Lo que debes saber…

  • La endocarditis es una inflamación del revestimiento interno de las cavidades y las válvulas del corazón (endocardio), que suele deberse a una infección, por lo que hablamos de endocarditis infecciosa y afecta principalmente a las válvulas del corazón.
  • Los síntomas de la endocarditis infecciosa pueden aparecer repentinamente (forma aguda) en horas o días o desarrollarse de forma más lenta (forma subaguda) en función del tipo de germen que esté provocando la infección y de si hay o no otros problemas cardiacos.
  • El tratamiento será con con antibiótico o combinación de antibióticos para adecuarse a la bacteria que esté causando la endocarditis (si es producida por un hongo se administran antifúngicos). Optar por cirugía es una decisión difícil por el riesgo de mortalidad quirúrgica y ha de estar muy justificado.
Publicado por Dra. Roser Mateu
- 24 Mar, 2023
Calcula tu seguro ahora

Deja tu comentario

Comentarios (0)

Te puede interesar

Cirujanos en una sala de operaciones con el traje verde y azul.

4 Min de lectura

Enfermedad grave, consiste en que se produce un despegamiento de...

Primer plano de un fonendoscopio

3 Min de lectura

La taquicardia ventricular puede causar una interrupción de los latidos...

cirujanos-operando

4 Min de lectura

La valvulopatía derechas son menos graves que las producidas en...

SEGUROS DE SALUD

En MAPFRE, cuidamos de ti y de los tuyos

Cuadro Médico MAPFRE

Suscríbete a nuestro boletín

0