Cuerpo extraño en la vía aérea – atragantamiento

////Cuerpo extraño en la vía aérea – atragantamiento

Cuerpo extraño en la vía aérea – atragantamiento

El atragantamiento se produce cuando un cuerpo extraño (alimento, juguete, moneda…) se introduce en la vía aérea o respiratoria, obstruyéndola e impidiendo el paso del aire. La respiración se ve afectada, pudiendo llegar, en los casos más graves, a la […]

El atragantamiento se produce cuando un cuerpo extraño (alimento, juguete, moneda…) se introduce en la vía aérea o respiratoria, obstruyéndola e impidiendo el paso del aire. La respiración se ve afectada, pudiendo llegar, en los casos más graves, a la asfixia, a una parada cardiorrespiratoria y al fallecimiento del niño.

Es un evento que ocurre de forma rápida, inesperada, y que genera muchísima angustia al niño y a los padres. Es tan importante reconocer sus síntomas como saber cómo reaccionar correctamente. Una buena actuación puede salvar vidas. Es un hecho frecuente en los pequeños de 1 a 3 años, porque no son conscientes del peligro de atragantarse y, porque durante buena parte de su infancia, se lo ponen todo en la boca.

LO QUE DEBES SABER…
  • Además de evitar alimentos peligrosos (frutos secos, caramelos duros…) debemos estar presentes cuando los pequeños comen.
  • El inicio de la alimentación sólida es un momento crítico y debe ser supervisado, ofreciendo alimentos que puedan masticar correctamente.
  • A parte de los alimentos, una causa frecuente de atragantamiento es con los juguetes o piezas pequeñas, como monedas.

 

¿Se puede prevenir el atragantamiento?

Los pediatras somos muy insistentes en evitar ofrecer frutos secos, caramelos duros u alimentos pequeños y difíciles de masticar a los niños menores de seis años. No es un capricho, es una medida preventiva para evitar, precisamente, el atragantamiento.

Además de evitar alimentos peligrosos, debemos estar siempre presentes cuando los niños pequeños están comiendo.

El inicio de la alimentación sólida es un momento crítico y debe ser supervisado, ofreciendo alimentos triturados o cortados en trozos pequeños, valorando que el niño los puede masticar correctamente. Acorde con estas recomendaciones, es muy aconsejable que los niños coman sentados, tranquilos, en un ambiente relajado y no jugando o corriendo por la casa, ya que, la actividad física o el movimiento puede provocar el atragantamiento.

A parte de los alimentos, una causa frecuente de atragantamiento es con juguetes o pequeñas  monedas. Comprar u ofrecer los juguetes adecuados para cada edad, mirar y supervisar al niño mientras juega y tener en cuenta las recomendaciones del fabricante, son prácticas que pueden librarnos de más de un disgusto.

ATENCIÓN A ESTAS CAUSAS
    La aspiración del cuerpo extraño en la vía aérea ocurre de manera accidental. Las causas más frecuentes son:

  • El afán de descubrir del niño
  • Se lo lleva todo a la boca en edades tempranas
  • No es muy meticuloso al masticar y se puede atragantar
  • Falta de medidas preventivas por parte de los cuidadores del niño: ofrecerle caramelos, frutos secos, juguetes de piezas pequeñas

Síntomas del atragantamiento

Al entrar un cuerpo extraño en la vía aérea, instintivamente nos llevamos las manos al cuello por la sensación de ahogo. El cuerpo detecta el objeto e intenta, por todos los medios, expulsarlo. Esto se manifiesta mediante tos y arcadas. El niño no puede hablar ni explicar lo que le pasa.

Prevención

  • Hay que evitar que los niños menores de 5 años jueguen con piezas pequeñas, y tampoco hay que ofrecerles frutos secos.
  • No es aconsejable hacer reír o hablar a un niño cuando está masticando comida.

Síntomas de un cuerpo extraño en la vía aérea

Los síntomas vienen determinados por el tamaño y el tipo de objeto, la localización, el tiempo transcurrido desde el accidente y el grado de obstrucción que produzca de la vía aérea.

El atragantamiento con comida o líquidos suele resolverse fácilmente mediante la tos del niño. Los casos potencialmente más peligrosos son los que provocan obstrucción total de la vía aérea e impiden totalmente la entrada de aire.

Cuando es un material orgánico (cacahuetes, almendras, pipas) en unos días se produce una inflamación muy importante en los bronquios. Además, los frutos secos en contacto con las secreciones pueden hincharse, aumentar de tamaño y agravar el grado de obstrucción.

Cuando son objetos inorgánicos y romos y no obstruyen completamente el bronquio, inicialmente no dan síntomas o son muy leves, como tos persistente.
Si el objeto es tan grande que obstruye la tráquea producen asfixia y muerte porque el aire no puede entrar a los pulmones.

Si se sospecha la aspiración de un cuerpo extraño en la vía aérea se debe hacer una radiografía del pulmón para el diagnóstico.

¿Qué podemos hacer? ¿Cómo podemos actuar?

Aunque sea muy difícil hay que mantener la calma para poder tener la cabeza fría y actuar correctamente. Y en función de cómo esté el niño haremos una cosa u otra. Eso sí, es muy recomendable realizar un curso de primeros auxilios donde padres, profesores, monitores de comedor o cualquier persona pueda aprender las maniobras básicas para ayudar adultos y niños en una situación de atragantamiento.

Si el niño tose con fuerza…

Si el niño tose adecuadamente y con fuerza, se le debe animar a toser, sin hacer nada más. No se debe golpear en la espalda, ni intentar sacar el cuerpo extraño de la boca a ciegas, es decir, sin verlo objetivamente, porque podemos introducirlo más y empeorar la situación.

Si el niño está consciente, pero tose con mucha debilidad o es una tos poco efectiva….

Si el niño está consciente, pero tiene una tos débil, poco eficaz para expulsar el objeto, es incapaz de hablar o la dificultad para respirar es muy importante, se debe llamar al número de emergencias y socorrerlo inmediatamente.

Los pasos para ayudar al niño mientras viene la ambulancia son:

Abrir la boca y, si el objeto está visible: extraerlo con cuidado y no empujarlo hacia dentro. Si no se ve nada dentro de la boca o no se puede extraer el objeto: dar cinco golpes secos en la parte media de la espalda, entre los omóplatos. Si, tras estas maniobras, no se ha expulsado nada y el niño sigue con problemas: se le debe dar la vuelta al niño y realizar las siguientes maniobras según la edad:

  • En niños menores de un año: 5 compresiones torácicas en el centro del pecho, justo debajo de la línea que une ambos pezones.
  • En niños mayores de un año: 5 compresiones abdominales en la boca del estómago (maniobra de Heimlich).

Se debe repetir este ciclo —observar la boca, 5 golpes en la espalda y compresiones torácicas o abdominales— tantas veces como sea necesario, hasta que el niño expulse el objeto, respire mejor o pierda la conciencia.

Si el niño está inconsciente…

Si el niño está inconsciente (no responde ni reacciona cuando se le llama) o durante las maniobras anteriores pierde la conciencia, se debe llamar inmediatamente al teléfono de emergencias si no se ha hecho antes.

Se debe colocar al niño sobre una superficie dura y comprobar si hay algún objeto en la boca; si es visible y accesible, debe extraerse.

Nuestra actuación dependerá de si el niño respira o no:

  • Si respira: colocar al niño de costado, vigilando que no deje de respirar hasta que llegue la ambulancia.
  • Si no respira: se debe realizar 5 insuflaciones de aire en la vía aérea. Cerrando la nariz del niño con dos dedos de la mano que ha colocado sobre la frente, poner boca sobre la de él e insuflar aire dentro del niño, observando si se mueve el pecho (si el niño es pequeño se puede abarcar con la boca del reanimador la boca y la nariz del niño).
    Si no se eleva el tórax, se comenzará con las maniobras de resucitación, dando 30 compresiones torácicas en el centro del tórax, justo por debajo de la altura de los pezones, alternando con 2 respiraciones boca a boca. Cada dos minutos se debe comprobar la respiración y si hay algún objeto visible en la vía aérea.

¿Y si se introduce un cuerpo extraño en la nariz?

Los niños son muy aficionados a introducirse objetos en sus orificios corporales. Y la nariz es el lugar más frecuente de introducción de objetos o alimentos en la infancia. Si el niño no se lo introduce demasiado se puede ver a simple vista. En otros casos, el objeto queda oculto y da problemas con el paso de los días.
Los síntomas que produce son sensación de taponamiento nasal y secreción de un moco de color amarillo-verdoso, sanguinolento y maloliente por el orificio nasal taponado.

Se puede intentar retirar el cuerpo extraño en casa, taponando con un dedo el orificio nasal opuesto y haciendo soplar al niño con fuerza por la nariz y con la boca cerrada. Si el objeto no sale o bien se acompaña de mucosidad maloliente se debe acudir al Pediatra.

Dra. Esther Martínez García
Especialista en Pediatría
Médico colaborador de Advance Medical

2019-10-17T16:32:45+02:003 noviembre, 2016|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.

Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar su navegación. Vd. puede configurar su navegador para rechazar estas cookies, pudiendo en tal caso limitarse la navegación y servicios del sitio web. Si no modifica esta opción y continua navegando, Vd. está consintiendo en la utilización de las cookies de este sitio web. Si desea más información sobre las cookies que utilizamos en nuestro sitio web, puede consultar nuestra Política de Privacidad y Cookies. Cerrar