4 Min de lectura | Una encía sana es la que presenta un color rosa claro, no sangra, es de tacto suave y plana con punteado de piel de naranja. Si aparece un bulto en la encía puede deberse a múltiples razones. ¿las conoces?

El aspecto de la encía, el historial médico y el tiempo de evolución nos pueden orientar acerca de la causa. Lo que es importante destacar es que la presencia de un bulto en la encía durante un tiempo igual o superior a dos semanas debe ser criterio, en ausencia incluso de sintomatología, para solicitar la opinión de un odontólogo o médico de cabecera.

Causas frecuentes

La enfermedad periodontal o piorrea

Es la causa más frecuente, se estima que el 80 % de la población puede presentarla de forma puntual o bien de manera continuada.

La piorrea, como se llama popularmente, tiene dos fases:

  • La gingivitis, en la cual la encía se encuentra hinchada e inflamada, enrojecida o azulada, es dolorosa y sangra con facilidad. Puede ser un proceso localizado o bien generalizado de toda la boca. Es reversible si se corrige la causa.
  • La periodontitis es la fase posterior: el proceso inflamatorio continuado de la encía hace que se desprenda de los dientes a la cual están unidos, apareciendo espacios o bolsas que facilitan el acúmulo de restos alimenticios y bacterias incrementando aún más el proceso inflamatorio que acaba destruyendo el hueso donde están asentados los dientes. La destrucción del hueso y la pérdida de adhesión de la encía al diente hace que estos de muevan y que puedan, en etapas muy avanzadas, caer o desprenderse.

La causa de la enfermedad periodontal es la mala higiene bucal, que produce un aumento de placa bacteriana/sarro.

Factores que pueden agravar la periodontitis:

  • Predisposición genética.
  • Uso de antidepresivos, diuréticos y medicamentos que disminuyen la producción de saliva.
  • Diabetes mal controlada con niveles de azúcar elevados.
  • Embarazo, menstruación, pubertad, menopausia… Los cambios hormonales favorecen el crecimiento bacteriano.
  • Apiñamiento o malposición dental que dificulta la higiene dental.
  • Enfermedades autoinmunes con artritis reumatoide, síndrome de Sjögren, esclerosis múltiple, lupus eritematoso sistémico…

El tratamiento

A nivel personal será una buena técnica de cepillado, uso del hilo dental, colutorios bucales, cepillos interdentales….
Los profesionales podrán realizar higienes dentales, curetajes y tratamientos más complejos que pueden implicar en casos extremos cirugía sobre las encías o bien corrección de factores favorecedores como el apiñamiento.

Causas de bulto en la encía: mujer tumbada en silla de dentista

Absceso dental/flemón

Los abscesos son el acúmulo de pus, los periapicales (situados alrededor del ápice del diente) generalmente son consecuencia de caries o fracturas dentales y afectan a la raíz del diente donde se localiza el absceso. Los abscesos periodontales afectan el tejido de las encías y pueden generar hinchazón y enrojecimiento alrededor de un diente.

Generalmente ocasionan un dolor punzante, palpitante e intenso en el diente o la encía, que puede referirse al oído, mandíbula. Suele empeorar por las noches en posición horizontal. La aparición de un punto blanco amarillento puede suponer la existencia de una fístula que es la comunicación del absceso con la encía y es por este punto por el cual puede salir el pus. Cuando esto paso, supone un descenso del dolor al disminuir la presión de la zona inflamada. El mal sabor de boca y mal aliento suele estar presente en estos casos.

Tratamiento

Inicial: deberá realizarse con analgésicos y el tratamiento definitivo dependerá del origen del absceso tras la valoración por un odontólogo, pudiendo incluir el uso de antibióticos, tratamiento de la encía o bien el tratamiento de la caries, que incluirá en este caso una endodoncia (matar el nervio).

También puede aparecer un absceso dental sin excesivo dolor, y en estos casos la razón de la ausencia del dolor es porque previamente se había endodonciado o matado del nervio y este tratamiento ha fracaso con la aparición de nuevo de la infección.

Deberemos acudir inmediatamente a urgencias en caso de dificultad para tragar o para abrir la boca o en caso de aparición de fiebre.

Aftas o úlceras

La encía es uno de los puntos donde pueden aparecer provocando inflamación, enrojecimiento y una zona central blanquecina.

El motivo de aparición de las aftas va desde infecciones virales, efectos secundarios a tratamientos antibióticos, quimioterapia, prótesis dentales mal adaptadas, quemaduras por alimentos u otras sustancias químicas, alergias, enfermedades autoinmunes…

El dolor suele ser muy intenso, modificando incluso la forma de hablar, y suele referirse o extenderse a un lugar diferente al de la ulceración.

Tratamiento

Está orientado a tratar el dolor y a la causa si puede ser tratada. Medidas como evitar un pH ácido de la boca cepillando los dientes después de la toma de alimentos, y beber abundante líquido. Aplicación de soluciones de lidocaína viscosa al 2% o ácido hialurónico en gel o spray sobre el afta alivian el dolor de forma instantánea, aunque también temporal. El proceso de curación de la encía puede durar entre una y dos semanas.

Conclusión

Estas son las causas más frecuentes de la aparición de bultos en la encía no son los únicas. La persistencia de bulto o bultos no debe banalizarse y ha de consultarse con el odontólogo o médico de cabecera.

CALCULA TU PRECIO

Lo que debes saber…

  • La presencia de un bulto en la encía durante un tiempo igual o superior a dos semanas debe ser criterio, en ausencia incluso de sintomatología, para solicitar la opinión de un odontólogo o médico de cabecera.
  • La enfermedad periodontal o piorrea es la causa más frecuente, y se estima que el 80 % de la población puede presentarla de forma puntual o bien de manera continuada.
  • Un absceso dental o flemón, y las aftas o úlceras bucales también son posibles causas de bulto en la encía.

 

Dr. Xavier Vidal

Especialista en Odontología de Teladoc Health