¿Qué es la hidradenitis supurativa?

///¿Qué es la hidradenitis supurativa?

¿Qué es la hidradenitis supurativa?

La hidradenitis o hidrosadenitis supurativa es una enfermedad de la piel que afecta a los órganos del pelo y el sudor. Se manifiesta por bultos, abscesos y pústulas que aparecen sobre todo en las axilas, las ingles, la zona genital, […]

La hidradenitis o hidrosadenitis supurativa es una enfermedad de la piel que afecta a los órganos del pelo y el sudor. Se manifiesta por bultos, abscesos y pústulas que aparecen sobre todo en las axilas, las ingles, la zona genital, o los pechos.

 

Puede ser muy molesta, dolorosa, y muy invalidante, ya que provoca supuración, mal olor, dolor crónico y dificultades para la vida diaria.

¿Cómo se produce?

hidradenitis

Se cree que el paciente con hidradenitis tiene un defecto genético que predispone a la inflamación y la rotura de las estructuras del pelo, la glándula sebácea y la glándula del sudor en las zonas afectadas. Sobre este terreno actúan otros factores como el sobrepeso, el roce, la mala higiene y el tabaquismo, provocando un proceso inflamatorio muy intenso. A la larga, la enfermedad puede provocar cicatrices, y fístulas que se introducen bajo la piel y generan otras zonas de supuración.

Se debe entender que la hidradenitis no es simplemente una enfermedad infecciosa. Aunque mejora temporalmente con antibióticos, los microbios que colonizan las lesiones pertenecen a la flora normal de la piel. En todo caso, lo que ocurre es una reacción exagerada contra esta flora, en el contexto de una enfermedad autoinflamatoria, en la que las propias defensas de la piel reaccionan de forma errónea provocando una inflamación muy destructiva.

Síntomas

Los pacientes pueden empezar con pequeños bultos inflamados (lo que vulgarmente se conoce como “golondrinos”) en los pliegues, que pican y duelen. En general, los primeros síntomas aparecen en la adolescencia. Si la enfermedad continúa su curso, esos bultos crecen, se acompañan de granos de pus, y pueden formar abscesos que supuran y se extienden. Si la evolución es desfavorable, aparecen las fístulas y las cicatrices retráctiles que dificultan la movilidad de la zona.

La hidradenitis tiene una repercusión muy intensa sobre la vida del paciente, ya que generan dolor, mal olor, supuración constante, y en muchos casos afecta a las áreas genitales, creando problemas de relación. Muchos pacientes pueden manifestar rechazo social y depresión.

¿Se asocia con otras enfermedades?

Se ha descubierto que los pacientes con hidradenitis pueden sufrir otras enfermedades como ciertos tipos de reumatismo, enfermedad inflamatoria del intestino, y psoriasis. Como los pacientes pueden tener sobrepeso u obesidad, y muchos de ellos fuman, es más frecuente que desarrollen antes el llamado síndrome metabólico, que combina hipertensión, obesidad y diabetes. En conjunto, la inflamación crónica y mantenida que ocasiona la hidradenitis puede repercutir sobre el conjunto del organismo, y debe ser bien controlada con el tratamiento para evitar complicaciones potencialmente graves.

Diagnóstico o cómo se diagnostica

Es una enfermedad que un dermatólogo suele diagnosticar a simple vista, sin la necesidad de una analítica o una biopsia. Puede ocurrir que otros médicos no especialistas en dermatología como cirujanos o médicos de urgencias no la diagnostiquen correctamente, llamándola simplemente “abscesos” o “quistes”. El mal diagnóstico puede llevar a un mal tratamiento. Es importante que la enfermedad sea diagnosticada y tratada por un dermatólogo. Los Seguros de Salud de MAPFRE cuentan con un amplio cuadro médico especializado en dermatología. Infórmate del seguro que más se adapte a tus necesidades.

Tratamiento

La enfermedad se ha tratado tradicionalmente con cirugía, eliminando las zonas afectadas y reconstruyendo el área con injertos o colgajos. Sin embargo, son intervenciones muy complejas y con postoperatorios largos y molestos. Pueden ocasionarse cicatrices muy antiestéticas y poco funcionales. Además, si afecta a muchas áreas de cuerpo, las operaciones pueden ser muchas y muy mutilantes.

Existen también medicamentos que reducen la inflamación como los antibióticos, la sulfona, el acitretino, el metotrexate y los corticoides, y pueden emplearse con cierto éxito en la hidradenitis. Sin embargo, la revolución más reciente para la enfermedad ha sido el tratamiento biológico, con fármacos diseñados y producidos con una tecnología muy compleja que son capaces de bloquear el proceso inflamatorio en el punto que interesa.

De ellos, el que ha demostrado mayor eficacia es adalimumab y ya está aprobado para el tratamiento. Se administra por vía subcutánea con una pluma autoinyectable similar a la que utilizan los diabéticos. En nuestro país es un medicamento de uso únicamente hospitalario, y no se puede adquirir en una farmacia. Su coste está habitualmente cubierto por la sanidad pública y por algunos seguros privados. Debe indicarlo un dermatólogo.

Medidas preventivas

Al tratarse de una enfermedad que se asocia con el sobrepeso y la obesidad, que potencian ciertos factores agravantes como el roce y el sudor, los pacientes deben llevar una dieta saludable y mantenerse delgados. También deberían abandonar el hábito de fumar, porque aumenta la inflamación en la piel y empeora la enfermedad. En algunos casos, la depilación definitiva de las ingles o las axilas con láser o luz pulsada puede ayudar a frenar la progresión si se hace en las fases iniciales. Es importante extremar la higiene y la ventilación de las zonas afectadas. Ciertos trabajos que obligan a permanecer sentado y que provocan calor y sudor tienden a empeorar la hidradenitis.

 

Dr. Jorge Romaní De Gabriel

Especialista en Dermatología

Medico colaborador con Advance Medical

2019-11-19T12:29:19+02:003 noviembre, 2016|

Comentarios (2)

  1. maria septiembre 7, 2017 en 10:24 pm - Responder

    ¿esta operación suele ser cubierta habitualmente en el seguro de salud?

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.