4 Min de lectura | La adolescencia es una etapa en la que los jóvenes sufren cambios a nivel físico, psicológico y social. Éstos permiten que el adolescente madure y se convierta en adulto. ¿Qué diferencia hay entre pubertad y adolescencia?

1. Aumento de la talla

Si tienes un hijo o una hija, notarás rápidamente cómo aumentan progresivamente de talla; éste es uno de los cambios más habituales durante la pubertad. El pico en las chicas se sitúa entre los 12-13 años y en los chicos entre los 14-15 años. Cuanto más precoz es la edad de comienzo de la pubertad, mayor es el aumento de talla.

El crecimiento se produce por fases: inicialmente crecen las extremidades inferiores y después el tronco, los brazos y la cabeza. Ello puede conducir a una sensación de desproporción que se traduzca en inseguridad en el adolescente.

Cuando se cierran las epífisis de los huesos por la acción hormonal, se marca el final del crecimiento dando lugar a la talla definitiva. La talla definitiva se alcanza entre los 16-17 años en las chicas y puede retrasarse hasta los 21 años en los chicos.

2. Cambios corporales y desarrollo de órganos

Se produce un aumento del tamaño de los órganos (corazón, pulmones, bazo, riñones…) pero además, se produce un aumento de la masa muscular y la densidad de los huesos y se redistribuye la grasa corporal:

  • A las chicas se les ensancha la pelvis y acumulan más grasa que los chicosEn la edad adulta las mujeres tienen un % de grasa que ronda entre el 18-22%
  • A los chicos se les ensanchan los hombros y experimentan mayor crecimiento óseo y muscular que las chicas. En la edad adulta los hombres tienen un % de grasa que ronda entre el 12-16%.

3. Aumento de masa ósea (mo)

Cada individuo tiene un potencial genético de desarrollo de la MO, que solo se alcanza plenamente si los factores ambientales como la actividad física y la nutrición con aporte de calcio son óptimos.

4. Maduración sexual

Los cambios más llamativos tienen lugar en la esfera sexual y se culminan con la adquisición de la fertilidad. El índice de maduración sexual se evalúa médicamente mediante los denominados “Estadíos de Tanner” y se basa en la descripción del desarrollo de los órganos sexuales y caracteres sexuales secundarios (marcadores de la feminidad y la masculinidad).

5. Hormonas y cambios físicos en la adolescencia

Hormonas femeninas

La secreción de las hormonas FSH y LH estimulan la maduración de los ovarios y los activan para producir otras hormonas: estrógenos y progesterona. Con todos estos cambios físicos en las niñas se induce la ovulación y el ciclo menstrual.

  • Los estrógenos, como el estradiol, estimulan el desarrollo mamario, de los genitales externos y del útero.
  • La progesterona tiene un papel en la maduración del endometrio y las mamas.
  • También hay un aumento de la testosterona que estimula el crecimiento, así como también el desarrollo del vello púbico y axilar.

La menarquia (primera menstruación) suele presentarse unos dos años tras la telarquia (aparición de botón mamario). La mejor referencia sobre su inicio es la edad de la menarquia en la madre y en las hermanas. El aumento de talla tras la menarquia es variable, con una media de 7 cm. Crecen las mamas y los órganos sexuales externos e internos y se desarrolla el vello púbico y axilar, también cambia la voz y aumenta el olor corporal.

Las hormonas masculinas

Un volumen de 4 ml de los testículos marca el inicio puberal. Suele suceder unos dos años más tarde que en las chicas y por ello éstas pueden parecer más maduras físicamente a la misma edad.

  • En los chicos la secreción de la hormona FSH estimula la formación de espermatozoides.
  • La hormona LH estimula a las células del testículo a formar testosterona y ésta acelera el crecimiento del niño, madura los genitales (pene, escroto y próstata), estimula el crecimiento del vello púbico, facial y axilar, cambia la voz y aumenta la libido.

¿Cuál es la diferencia entre pubertad y adolescencia?

Pubertad

Es un proceso biológico en el que se producen numerosos cambios físicos. Se considera inicio de pubertad normal la aparición de telarquia (botón mamario) entre los 8-13 años en las niñas y el aumento del tamaño testicular, así como el enrojecimiento y rugosidad de la bolsa escrotal entre los 9-14 años, en los niños.

El inicio de la pubertad depende de varios factores como la genética, alimentación, raza, lugar geográfico o los estímulos psíquicos y sociales. Aunque, en los últimos años, gracias al aumento de la calidad de vida, salud y nutrición, estamos asistiendo a un adelanto de la edad de la adolescencia, por ejemplo, en el caso de las niñas, cada vez es más habitual que tengan su primera menstruación en una edad bastante temprana.

Adolescencia

Es el periodo de tránsito entre la infancia y la edad adulta y significa un concepto más amplio que engloba cambios físicos, psicosociales y emocionales. La Sociedad Americana de Salud y Medicina de la Adolescencia sitúa esta etapa entre los 10 y los 21 años.

La adolescencia empieza con el inicio de la pubertad y el final de esta etapa no está claramente delimitado ya que existe una amplia variabilidad en los distintos aspectos del desarrollo. En esta etapa se pasa del pensamiento concreto, al abstracto, se produce el desarrollo moral (saber lo que está bien y lo que está mal) y el control de los impulsos y se toma conciencia de la imagen corporal (aceptación del cuerpo, identidad sexual y del yo).

Es muy importante conocer todas las etapas del crecimiento y desarrollo del niño para cuando se encuentre en el periodo de la pubertad, ofrecerle más comprensión, confianza y paciencia. Al fin y al cabo este es un proceso por el que todos hemos pasado y en ese momento, todo parece mucho más complicado de lo que realmente es.

Recuerda que en MAPFRE cuidamos tu bienestar y el de los tuyos, por eso te ofrecemos un Seguro de Salud con las mejores coberturas para que siempre estés protegido ante cualquier patología o enfermedad.

CALCULA TU PRECIO

Dra. Gemma Cardona
Médico consultor de Advance Medical