Salud Familiar | Niño | Enfermedades |

Rumiación

Publicado por

¿Qué es?

La rumiación también se llama mericismo y consiste en la regurgitación del alimento desde el estómago hasta la boca, para masticarlo de nuevo y tragarlo otra vez. No se acompaña de sensación nauseosa o vómito.

Causa

Es un fenómeno involuntario, no requiere ser consciente ni ningún esfuerzo. No se acompaña de enfermedades del esófago o dolor.

 

No se conoce la causa de esta afección. En algunos casos el individuo se la puede provocar realizando una inspiración forzada con la glotis cerrada (maniobra de Mueller).

 

En los niños puede reflejar un problema emocional en la relación con sus padres y es también frecuente en los niños con retraso mental o problemas neurológicos graves.

Síntomas

La rumiación se inicia a los 15 minutos después de haber comido y puede alargarse hasta una hora. Según la persona, el alimento puede volver a la boca varias veces. La rumiación cesa cuando el alimento regurgitado se vuelve ácido.

 

En los niños pequeños, si es muy frecuente, puede producir pérdida de peso.

 

Debe ser estudiado para diferenciar la rumiación de otros procesos como: un reflujo gastroesofágico, la hernia de hiato, alergia a la leche o enfermedades metabólicas.

Tratamiento

Se pueden utilizar técnicas de biofeedback: hacer al paciente consciente del problema para evitar la rumiación de forma voluntaria.

 

En los niños pequeños se deben realizar refuerzo positivo de las conductas alimentarias correctas.

 

 

Dra. Esther Martínez García

Especialista en Pediatría

Médico consultor de Advance Medical

 

Comparte el artículo:
FacebookTwitterLinkedInGoogle+TuentiMeneameEmail

Artículos relacionados

Si quieres comentar el post o recibir asesoramiento de MAPFRE pincha sobre la casilla correspondiente.

Deja un comentario

Todos los campos son obligatorios

Conectar con Facebook

Desde este canal nos comprometemos a no publicar nada de su nombre

TE RECOMENDAMOSx