Consecuencias de la polución en bebés y niños

////Consecuencias de la polución en bebés y niños

Consecuencias de la polución en bebés y niños

Disminuir la contaminación ambiental y luchar contra ella es una prioridad en salud pública. Cada vez los datos son más desalentadores, pues según la OMS (Organización Mundial de la Salud), más de una cuarta parte de las muertes de niños […]

Disminuir la contaminación ambiental y luchar contra ella es una prioridad en salud pública. Cada vez los datos son más desalentadores, pues según la OMS (Organización Mundial de la Salud), más de una cuarta parte de las muertes de niños menores de cinco años son consecuencia de la contaminación ambiental. Estamos hablando de 1,7 millones de niños.

Entre estos contaminantes que causan insalubridad en el medio ambiente destacan los que afectan al agua y a la atmósfera. La polución empeora el estado de salud de la población infantil y aumenta la predisposición a sufrir enfermedades crónicas en el adulto.

¿Qué es la polución?

La polución es la contaminación del medio ambiente, que afecta a la tierra, el agua o el aire, producida por los residuos o desechos procedentes de la actividad humana, procesos industriales o biológicos.

¿Por qué los niños son tan vulnerables a la polución?

La fragilidad del niño (e incluso del feto durante la gestación) es tal que es el más afectado a la insalubridad del medio ambiente. Tanto es así que puede ser letal, especialmente para los niños menores de cinco años. Sus órganos y su sistema inmunitario son inmaduros, están en pleno desarrollo y cualquier contaminante puede alterar ese proceso o ser mucho más tóxico que para un individuo adulto.

Durante el embarazo, por ejemplo, la exposición a ciertas sustancias puede aumentar el riesgo de prematuridad o daño neurológico. En los bebés y niños preescolares, la exposición pasiva al humo del tabaco puede aumentar el riesgo de infecciones respiratorias, hiperreactividad bronquial, asma u otitis, e incluso provocar la muerte súbita del lactante.

La contaminación atmosférica puede afectar al nivel cognitivo del niño y a su rendimiento escolar.
Medidas como el acceso a agua potable, disminuir el tabaquismo en los hogares o utilizar combustibles menos contaminantes pueden ser soluciones muy eficaces para disminuir la polución y sus consecuencias negativas en el desarrollo de los más pequeños.

Cinco causas de muerte infantil relacionadas con la contaminación ambiental

  1. Infecciones respiratorias: según la OMS, 570.000 niños menores de cinco años fallecen por infecciones respiratorias (neumonía, por ejemplo) causadas por la contaminación del aire en sus casas (tabaco o combustibles no adecuados en las cocinas) y ciudades.
  2. Diarreas: el no acceso a agua potable es la causa principal de las diarreas graves en los países en vías de desarrollo. Unos 361.000 niños menores de cinco fallecen por esta causa.
  3.  Prematuridad: se calcula que unos 270.000 niños fallecen en el primer mes de vida por diversas causas, entre ellas la prematuridad, que se relacionan con la polución ambiental.
  4. Paludismo o malaria: aproximadamente 200.000 niños fallecen por no adoptar medidas tan simples como reducir el número de criaderos de mosquitos o cubriendo los depósitos de agua.
  5. Accidentes: 200.000 niños mueren a causa de lesiones o traumatismos relacionados con el medio ambiente: envenenamientos, caídas y ahogamientos.

Las grandes ciudades

En las ciudades lo tenemos todo, pero también un enemigo invisible que afecta a la salud presente y futura de nuestros hijos: la polución. Los esfuerzos de los gobiernos por disminuir la polución atmosférica son una prioridad en la salud de la población y, sobre todo, en la salud infantil.

La contaminación del medio ambiente tiene un altísimo coste para la salud de nuestros niños. Toda inversión encaminada a eliminar los riesgos relacionados con el entorno, como la mejora de la calidad del agua o el empleo de combustibles menos contaminantes, reportará mejoras importantes para su salud.

Un problema de muchísima actualidad es toda la basura electrónica que generamos. Estos desechos están cargados de toxinas que afectan a los niños tanto a nivel orgánico (lesiones pulmonares o aumento del riesgo de cáncer) como cognitivo y mental (déficit de atención).

Se estima que, entre 2014 y 2018, los residuos de aparatos electrónicos se incrementarán en un 19% y alcanzarán los 50 millones de toneladas.

¿Tiene alguna relación con el cambio climático?

Es obvio que el cambio climático es un pez que se muerde la cola. La polución ambiental lo favorece y, su presencia empeora la situación ambiental.
Es un dato objetivo el hecho de que están aumentando las temperaturas y las concentraciones de dióxido de carbono. Este hecho, por ejemplo, aumenta la producción de polen y su concentración atmosférica, ocasionando mayores problemas respiratorios en niños, sobre todo el asma alérgico.

En relación al asma, este es tan solo un ejemplo. Los datos nos revelan que el 44% de los casos de asma infantil están relacionado con la exposición a tóxicos ambientales: humo del tabaco, contaminación en las grandes ciudades generados por la industria o los combustibles contaminantes, el moho, la humedad de los espacios mal ventilados o el polen.

La contaminación de los alimentos

Los niños son muy vulnerables a los tóxicos y productos químicos nocivos que contienen los alimentos. Por ejemplo, los fluoruros, los plaguicidas que contienen plomo y mercurio acaban entrando en la cadena alimentaria, son ingeridos por los niños y pueden causar problemas a medio plazo, sobre todo a nivel del desarrollo del cerebro.

La polución del aire

La polución del aire afecta a los individuos desde su nacimiento, incluso en la etapa fetal. La contaminación atmosférica puede generar alteraciones en el desarrollo del bebé durante la gestación. Podemos enumerar los problemas más frecuentes:

  • Aumento de los nacimientos prematuros.
  • Retraso del crecimiento intrauterino.
  • Malformaciones congénitas.

Si la exposición sigue durante la infancia las repercusiones más frecuentes son:

  • Retraso del crecimiento.
  • Mayor predisposición a desarrollar enfermedades respiratorias (hiperreactividad bronquial, asma).
  • Posible relación con una mayor predisposición a desarrollar cáncer.
  • Menor rendimiento académico.
  • Disminución de la capacidad cognitiva.

En el adulto, deberíamos añadir:

  • Mayor predisposición a enfermedades cardiovasculares (en el adulto).

Medidas para que los niños vivan en entornos saludables

El objetivo de las políticas de salud pública, en relación a la polución, es reducir la contaminación atmosférica dentro y fuera de los hogares, el acceso a agua potable, la protección de las embarazadas, reducción del tabaco y las medidas de higiene del entorno.

Algunas de estas medidas serían:

  • Hogar: evitar el humo del tabaco y usar combustibles no contaminantes para la cocina y la calefacción. Mantener la casa bien ventilada para evitar crecimiento de mohos y humedades. Evitar el uso de materiales para la construcción que contengan plomo o asbesto.
  • Escuela: no utilizar material escolar que contenga pigmentos o pinturas con plomo, garantizar un área limpia e higienizada, así como proporcionar espacios sin ruido y una alimentación saludable en los comedores escolares.
  • Políticas de salud: garantizar a toda la población el suministro de agua potable, una red de saneamiento segura y cuidada, así como suministros de calefacción y electricidad limpia y sin cortes. Garantizar una cobertura y asistencia sanitaria de calidad para todos los individuos. Los Seguros de MAPFRE Salud te ofrecen la mejor garantía.
  • Ciudades: promover la creación de zonas verdes, el reciclaje de los desechos, el uso del transporte público y de vehículos no contaminantes (eléctricos y bicicletas).
  • Transporte: reducir las emisiones y ampliar el transporte público.
  • Agricultura: erradicar el uso de plaguicidas peligrosos.
  • Industria: eliminar de manera adecuada los desechos tóxicos, comprometerse a disminuir las emisiones contaminantes y buscar alternativas a los productos más tóxicos.
  • Espacios públicos: promocionar las zonas libres de humo del tabaco.
LO QUE DEBES SABER…
  • Según la OMS, más de una cuarta parte de las muertes de niños menores de cinco años son consecuencia de la contaminación ambiental.
  • La contaminación atmosférica puede generar alteraciones en el desarrollo del bebé durante la gestación.
  • El aumento de las temperaturas y de la concentración hecho, por ejemplo, aumenta la producción de polen y su concentración atmosférica, ocasionando mayores problemas respiratorios en niños, sobre todo el asma alérgico.

 

Dra. Esther Martínez García

Especialista en Pediatría

Médico consultor de Advance Medical

 

2019-09-16T12:41:01+02:0028 marzo, 2018|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.