3 Min de lectura | El sangrado de implantación es más común de lo que creemos y es importante saber identificarlo para no confundirlo con una regla normal. Son muchos los detalles que nos pueden ayudar de diferenciar ambos sangrados.

El sangrado de implantación es un sangrado leve que se presenta unos 10 a 14 días después de la concepción. En un 30% de las mujeres aproximadamente se produce este sangrado vaginal, diferente al de la regla, coincidiendo con la implantación. Es, por tanto, un manchado normal que no debe asustar ni confundirse con la regla.

¿Cómo se produce la implantación?

 Al tener la menstruación, el endometrio se descama y dos tercios de su grosor se expulsan con el flujo menstrual y sólo queda la parte más interna en contacto con el músculo o miometrio. Esta capa es estímulo de los estrógenos producidos los primeros 15 días de ciclo crece y se hace más gruesa. Después de la ovulación aumenta la producción de progesterona y se produce la maduración de este endometrio que ha crecido de forma que aumentan sus vasos sanguíneos para tener suficiente aporte de nutrientes en caso de que se produzca un embarazo.

Si el óvulo fecundado llega al endometrio para implantarse allí produce una pequeña fisura en el endometrio para poder adherirse a él. Esto ocurre entre 6 y 10 días después de la fecundación. En este momento empieza a producirse la beta HCG, la hormona de embarazo que detectan las pruebas de embarazo. El embrión al llegar al endometrio y romper su superficie produce tejido que después formará el corion (placenta en sus primeras fases) que conectará sus vasos sanguíneos con los de la madre.

¿Qué características tiene este sangrado?

  • Color: es un sangrado de características algo diferentes a las de la menstruación normal. Suele ser más rosado, no suele ser rojo intenso como el de la regla normal, pero algunas mujeres tienen una pérdida de un color más marrón como de los últimos días de la menstruación normal.
  • Cantidad: habitualmente es de cantidad menos abundante que la regla, aunque en algunas ocasiones puede ser casi como una regla o bien acompañarse de coágulos.
  • Duración: la duración del sangrado suele ser corta, puede ser de unas pocas horas o durar como mucho dos o tres días.
  • Dolor: no suele ser doloroso pero algunas mujeres presentan sensación de cólicos más leves que una regla normal.

Sangrado de implantación:paciente en consulta de ginecología

¿Qué consecuencias tiene este sangrado?

Este sangrado no supone ningún riesgo para el embarazo, ni para la madre ni para el embrión. No es una urgencia médica, pero en ocasiones es difícil distinguirlo de la regla. Por ello siempre que se produce un sangrado diferente del de una regla de características normales, sobre todo si es unos días antes de la falta, se recomienda realizar un test de embarazo para salir de dudas.

En caso de que la prueba salga positiva si el sangrado cede solo y no se acompaña de dolor no es preciso acudir a urgencias. En caso de que el sangrado se acompañe de dolor abdominal mayor que la regla, que vaya en aumento y especialmente si aparecen mareos es mejor acudir a urgencias para descartar un embarazo ectópico que estaría fuera de la cavidad uterina, frecuentemente en la trompa de Falopio.

Recuerda que ante cualquier duda los seguros de MAPFRE Salud, te ofrecen el servicio de Orientación Médica 24 horas, donde serás atendido por  especialistas en ginecología y obstetricia.

<span class=»calcula»> <a class=»calcula-precio» href=»https://www.mapfre.es/calcular-seguro-salud-global/es/#/fecha-inicio-seguro?origen=CTEMAT&PPPO=MINTER»_blank» rel=»»>CALCULA TU PRECIO</a> </span>

Lo que debes saber…

  • El sangrado de implantación es un sangrado leve que se presenta unos 10 a 14 días después de la concepción.
  • Este sangrado no supone ningún riesgo para el embarazo, ni para la madre ni para el embrión.
  • Sólo en caso de que el sangrado se acompañe de dolor abdominal mayor que la regla, que vaya en aumento y especialmente si aparecen mareos es mejor acudir a urgencias para descartar un embarazo ectópico.

 

 

Dra. Inés Bombí

Especialista en Ginecología y Obstetricia de Teladoc Health