Enfermedad de Lyme

///Enfermedad de Lyme

Enfermedad de Lyme

La enfermedad de Lyme se contrae a través de la picadura de las garrapatas que, al morder, transmiten una bacteria, la borrelia. Una vez diagnósticada se trata con antibióticos.

La enfermedad de Lyme puede ser causada por la picadura de diferentes especies de garrapatas como : Borrelia burgdorferi y Borrelia mayonii en América; Borrelia afzelii y Borrelia garinii en Europa y Asia.

Cómo se contrae la enfermedad

En la mayoría de los casos, las picaduras de garrapata son completamente inocuas. Es preciso que la garrapata sea portadora de la bacteria para que pueda transmitir la enfermedad y, además, la garrapata debe permanecer adherida a la piel entre 36 y 48 horas. Cuando la garrapata se engancha a la piel va succionando sangre de los capilares lentamente y se va hinchando. Si cuando nos damos cuenta de que la tenemos adherida a la piel la vemos muy engrosada es posible que pueda haber transmitido la bacteria.

Factores de riesgo

Los factores de riesgo más habituales de la enfermedad de Lyme son vivir o pasar un tiempo en zonas boscosas, pasear por estas zonas con la piel expuesta y no retirar la garrapata de inmediato si nos pica. Muchas veces no somos conscientes de la picadura en el momento, pero si la retiramos antes de 24 horas el riesgo de contraer esta enfermedad es muy bajo.

bosque con una señal de advertencia por garrapatas

Cómo se manifiesta

La picadura se manifiesta como una mancha roja, sobreelevada, que puede picar y notarse caliente. Esto es normal y no es indicativo de la enfermedad de Lyme. Si se contrae, la enfermedad se manifiesta con diferentes síntomas:

  • Entre tres y 30 días más tarde la zona enrojecida se expande y se aclara en la zona del centro; esta erupción, que se denomina eritema migratorio, se expande lentamente a lo largo de varios días y puede llegar a alcanzar unos 30 cm de diámetro; esta erupción ni es dolorosa ni causa picor. Pese a ser característico de esta enfermedad, hay personas que la padecen y no tienen este eritema.
  • Fiebre.
  • Cansancio marcado.
  • Malestar general.
  • Artritis dolorosa, sobre todo en rodillas.
  • Dolor de cabeza.
  • Rigidez de nuca.
  • Inflamación de ganglios linfáticos.

Cómo se diagnostica

El diagnóstico de la enfermedad de Lyme se puede sospechar si tenemos la certeza de haber sufrido la picadura de la garrapata y aparece el eritema característico. Con todo, no siempre es sencillo el diagnóstico. Si existe la sospecha clínica se puede realizar una analítica de sangre para detectar los anticuerpos contra la bacteria. Al principio de la enfermedad la prueba puede ser negativa pese a que exista la infección y en otras ocasiones puede dar un resultado falsamente positivo, por lo que siempre debe realizarse una segunda comprobación mediante otro tipo de técnica para detectar los anticuerpos contra la Borrelia.

Tratamiento

La enfermedad de Lyme, una vez diagnosticada, se trata con antibióticos, en principio por vía oral, pero en ocasiones puede ser preciso ingresar al paciente y realizar el tratamiento antibiótico por vía intravenosa. Haberla padecido una vez no genera una inmunidad permanente, con lo cual se puede padecer la enfermedad más de una vez en la vida.

¿Qué pasa si no se trata?

Si no se trata, la enfermedad de Lyme puede manifestarse con otros síntomas que pueden aparecer semanas o incluso meses y años después de la picadura de la garrapata, como son:

  • Meningitis.
  • Parálisis facial transitoria.
  • Alteración de los movimientos musculares.
  • Debilidad y entumecimiento de las extremidades.
  • Palpitaciones o extrasístoles cardíacas.
  • Uveítis.
  • Hepatitis.

Prevención

La mejor manera de evitar la enfermedad de Lyme es la prevención de las picaduras de las garrapatas. Si se va al campo se debe intentar:

  • Utilizar repelentes de insectos.
  • Llevar pantalón largo, manga larga y calzado cerrado.
  • Buscar activamente las garrapatas tras realizar una excursión por el campo.
  • Si se detecta una garrapata adherida a la piel, no se debe aplastar nunca, sino tirar de ella con unas pinzas ejerciendo una presión constante para que se desprenda de la piel, agarrándola por la zona de la cabeza a ser posible.
  • Aplicar una solución antiséptica en la zona de la picadura.

Con todo, la mayoría de las picaduras de garrapatas no conllevan riesgo de padecer la enfermedad de Lyme. Sin embargo, si tras una picadura aparecen síntomas compatibles con la enfermedad de Lyme, es importante que nos pongamos en contacto cuanto antes con nuestro médico habitual.

Lo que debes saber…

  • La mayoría de las picaduras de garrapatas no conllevan riesgo de padecer la enfermedad de Lyme.
  • Pero si, tras una picadura, aparecen síntomas compatibles con la enfermedad de Lyme, es importante que nos pongamos en contacto cuanto antes con nuestro médico habitual.
  • Una vez diagnosticada, se trata con antibióticos, en principio por vía oral, pero en ocasiones puede ser preciso ingresar al paciente y realizar el tratamiento antibiótico por vía intravenosa.

Dr. David Cañadas Bustos
Especialista en Medicina General
Médico consultor de Advance Medical

2019-07-29T09:34:26+02:005 agosto, 2019|

Deja un comentario

Información básica sobre Protección de Datos:
En MAPFRE ESPAÑA, S.A. DE SEGUROS Y REASEGUROS, como responsable del tratamiento, utilizaremos la información que nos facilite para la gestión de su actividad como usuario de este sitio web, así como atender y responder tanto a las solicitudes de información como las sugerencias, consultas y comentarios que realice a través de los distintos formularios. Dicho tratamiento lo haremos en base al consentimiento que nos ha otorgado.Asimismo, le informamos que, en su caso, podremos comunicar sus datos a otras empresas del Grupo MAPFRE y terceros con los que exista un convenio de colaboración o una relación de prestación de servicios.Por último, le informamos que puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, oposición, supresión, limitación y portabilidad, como se explica en la información adicional que hemos puesto a su disposición en nuestra Política de Privacidad y Cookies.

Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar su navegación. Vd. puede configurar su navegador para rechazar estas cookies, pudiendo en tal caso limitarse la navegación y servicios del sitio web. Si no modifica esta opción y continua navegando, Vd. está consintiendo en la utilización de las cookies de este sitio web. Si desea más información sobre las cookies que utilizamos en nuestro sitio web, puede consultar nuestra Política de Privacidad y Cookies. Cerrar